Al comienzo de un año

2022 ha sido el año más caluroso en España y uno de los más secos. También ha sido el año más caluroso en Europa, y el quinto en el mundo. Las extraordinarias olas de calor han favorecido incendios forestales que han arrasado más de 300.000 hectáreas de terreno en España, la mayor cantidad en más de dos décadas.

Con todo, el año que ha terminado también ha supuesto el logro de algunos hitos en sostenibilidad, como el reconocimiento por parte de la Asamblea General de la ONU de que “todos los seres humanos tienen derecho a un medio ambiente limpio, saludable y sostenible”. También Amnistía Internacional hace hace recuento de los logros conseguidos en el año respecto a los derechos humanos. ¡Y no son pocos!

(Imagen: Andreas160578 – Pixabay)

Resumen de enlaces

Esta vez comenzamos con las noticias estimulantes: Hace algunos meses nos hacíamos eco de la Iniciativa Legislativa Popular que pretendía conseguir 500.000 firmas para pedir al Congreso de los Diputados que estudie la aprobación de una nueva regularización extraordinaria de personas migrantes. En diciembre se presentaron más de 700.000 firmas, fruto del trabajo y solidaridad de muchas personas y de más de 800 organizaciones. Ahora es el turno de los diputados y diputadas, que tienen seis meses para que se celebre el correspondiente debate parlamentario.

La Cumbre de la Biodiversidad de Montreal, celebrada en diciembre, aprobó una serie de objetivos para detener en 2050 la desaparición de especies amenazadas: preservar ecosistemas, reducir a la mitad los contaminantes o frenar la expansión de variedades invasoras. Ojalá estos compromisos no se queden en papel mojado.

Y también en diciembre la Comisión Europea ratificó una ley francesa que prohíbe los vuelos de corta distancia siempre que se puedan sustituir por trayectos en tren que se puedan hacer en menos de dos horas y media. El siguiente objetivo son los viajes en jets privados (uno de cada diez vuelos en Francia). Según estima Attac, una minoría formada por políticos, futbolistas, artistas y millonarios, que son solo el 1% de la población, provoca más de la mitad de las emisiones en aviación mundial.

No nos olvidamos de las noticias preocupantes. Una de las consecuencias de la invasión de Rusia a Ucrania es que los países europeos buscan alternativas al suministro energético ruso. Así, varios Estados africanos se han visto atraídos por la perspectiva de prometedores contratos energéticos. Sin embargo, ayudar a Europa a mantener la adicción a los combustibles fósiles importados puede tener a largo plazo efectos devastadores para las sociedades africanas.

También es preocupante la amenaza de los «impulsores genéticos», una nueva forma de ingeniería genética de consecuencias impredecibles, que la gran industria pretende hacer legal, como ya se está impulsando en Estados Unidos, según nos cuenta Gustavo Duch.

Tal como explica Raúl Rejón en eldiario.es, la carne de cerdo se ha convertido en el producto agroganadero más exportado por España, por delante de los cítricos y el aceite de oliva. En España cada vez hay más cerdos, criados en granjas cada vez más grandes. Estas macrogranjas contribuyen a la contaminación del aire y del agua, incumpliendo las normativas europeas al respecto. Por otra parte, las importaciones españolas de habas de soja para alimentar la ganadería siguen creciendo. El 67% del valor total importado de esta soja procede de Brasil, donde el cultivo de soja está detrás de la destrucción de la selva amazónica.

Justicia Alimentaria publica el informe El ingrediente secreto. Explotación laboral en la alimentación española, que documenta las situaciones de vulneración de derechos fundamentales en las tres grandes plataformas agroexportadoras alimentarias: el sector de las frutas y hortalizas, el cárnico y el de las conservas de pescado.

Y en clave espiritual, Ángel García Gil nos invita a reparar en Las raíces: “En la Naturaleza hay una Ley que dice que mientras uno no haya llorado, uno no podrá crecer. Muchas personas consideran que quien solloza es débil, pero eso no es así. El sufrimiento son las raíces. Alégrense por las raíces. Las ramas son la felicidad. Alégrense por las ramas. No existen arboles sin raíces.”

La cita espiritual. «Al comienzo de un año». Koldo Aldai

Al comienzo de un año en el que la palabra «crisis» se volvió a posar en tantos labios,
nuestra mirada no deje de clavarse en un sol siempre naciente.
Al comienzo de un año en que tantos nos hicieron creer que todo estaba perdido,
podamos renovar nuestra clara determinación de construir un mundo nuevo.
Al comienzo de un año en el que los vientos de furia y confrontación quisieron tumbar el alto ideal de fraternidad humana,
que ese anhelo de comunión se acreciente en nuestro espíritu.
Al comienzo de un año en que retornó cercana la olvidada guerra,
brote, si cabe con más fuerza, en nuestro interior el deseo de paz.
Al comienzo de un año de los misiles que destrozan ciudades y futuros
que se haga más fuerte en nosotros y nosotras la voluntad de defensa de la vida en todo lugar y condición.
Al comienzo de un año en que tantos hermanos han de hacer apresuradamente sus maletas y dejar el hogar,
que la disposición de puertas abiertas y acogida sea la pauta que nos guíe.
Al comienzo de un año en el que el nivel de confrontación política ha alcanzado sus niveles más altos,
podamos ser puente, equilibrio y encuentro.
Al comienzo de un año en el que el gas y la luz llegará con dificultad a tantos hogares,
que se aguce en nuestro interior el propósito de compartir.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: