Día Mundial de Protesta contra el 5G

El próximo sábado 25 de enero se celebrará el primer Día Mundial de Protesta contra el 5G. En España hay confirmadas acciones en Barcelona, Pamplona y Segovia, según la página del movimiento Stop 5G Internacional.

Hace ya tiempo que venimos sabiendo que se está implantando esta última tecnología inalámbrica y que las ciudades de Segovia y Talavera de la Reina habían sido elegidas para ser “laboratorios vivos 5G“. Lo que pide el movimiento Stop 5G es detener la implantación de esta tecnología hasta que se asegure que no es perjudicial para la salud de las personas y de otros seres vivos. Pues lo cierto es que hay suficientes evidencias científicas que deberían llevarnos a aplicar el principio de precaución. En 2017, más de 180 científicos y médicos de 36 países firmaron el EU 5G Appeal, un documento en el que prueban que la exposición a campos electromagnéticos de radiofrecuencia, como los que genera el 5G, son perjudiciales para la salud y el medio ambiente. La propia OMS calificó en 2011 los campos electromagnéticos de radiofrecuencia como posiblemente cancerígenos para los seres humanos. En España, el Defensor del Pueblo recomienda hacer un seguimiento de los efectos de la tecnología 5G sobre la salud e insta repetidamente para que se cree la Comisión Interministerial sobre radiofrecuencias y Salud, pendiente desde 2014.

No siempre es fácil encontrar información veraz e imparcial sobre este tema. Pero precisamente eso debería llevarnos, como recomiendan muchos científicos, a ser prudentes y poner el cuidado de la vida por delante de los beneficios de la tecnología. Sin olvidar la importante responsabilidad que tienen empresas y gobiernos, preguntémonos hasta qué punto como consumidores deseamos y necesitamos las ventajas que nos proporciona esta  tecnología, qué repercusiones tiene en nuestra propia vida y en otras vidas, y cómo podemos utilizarla de forma responsable. ¿Necesitamos tanta conectividad, sabiendo el alto precio que como comunidad de la vida estamos pagando por ella?

(Imagen: Webandi-Pixabay/Biotropía)

Resumen de enlaces

En enero no faltan los buenos propósitos para el año que hemos comenzado. En el nivel personal y doméstico, traemos aquí los de Ecooo: 12 retos para este año y frenar la crisis climática mes a mes. “No cuesta mucho, es salir mínimamente de nuestra zona de confort”. En el nivel social e internacional, los 10+1 desafíos de Juan Torres López. “El inicio de un nuevo año, y más el de una década, es siempre un buen momento para poner sobre la mesa tareas pendiente y desafíos. Me atrevo a contribuir a esa tarea señalando los mayores problemas que yo creo que tiene nuestro mundo y el horizonte al que en mi opinión debería apunta su solución para poder evitar que sigan produciendo las fracturas tan dramáticas que hasta ahora vienen generando.”

En el plano internacional, eldiario.es informa de que las familias de niños muertos en las minas de Congo llevan a los tribunales a Apple, Google, Microsoft y Tesla.

Ecologistas en Acción publica Agua del grifo, por favor: “Si la calidad del agua que tenemos es muy buena, ¿por qué no se ofrece directamente agua del grifo en bares y restaurantes?”

Y para reflexionar y meditar, Ruralismo o barbarie, de Gustavo Duch: “No saber casi nada de algo tan vital como nuestra alimentación es una señal de un problema mayor. La modernidad que tanto hemos idolatrado ha dejado de lado nuestra relación con la naturaleza, con la vida. (…) porque desligados de la Naturaleza se nos olvida nuestra ecodependencia y caminamos sobre la tierra con botas militares, aniquilando al resto de seres vivos.”

La cita espiritual. “Señor del mundo, a ti te canto”. Himno azteca

Señor del mundo, a Ti te canto.
Todo florece en torno a mí. El mundo es bello.
Transmite alegría. A ti te canto.
Brilla ahora el rocío. Jubilan los pájaros de color.
El canto de los ruiseñores suena por todas partes.
Todos cantan para honrarte,
creador de todo, a ti, que eres Dios.
Tú solo eres la fuente del canto,
porque el canto nació en el cielo.
Mi corazón oye las voces
y yo quiero entregar a los vientos
todos los cantos oscuros del pasado,
para que suba también mi suspiro
al luminoso cielo infinito
y suene allá, donde los amarillos colibríes cantan.
Déjame cantarte a Ti, fundamento de todo.
Mi alma quiere cantarte en el cielo,
para que Tú la mires amistosamente,
Tú, por quien nosotros vivimos.

Elena Oyarzábal. Caminos de encuentro. Madrid 2004.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: